Teresa Llinás

Juego de Tronos: Sandor «el Perro» y su fobia al fuego

La pirofobia de Sandor

Sandor, apodado «el Perro», es un personaje rudo, seco, duro, curtido en mil batallas. Sin embargo, hay algo que hace que se convierta en alguien débil y aterrorizado: el fuego.

De pequeño, le quitó un juguete a su hermano mayor y este le aplastó la cara contra el brasero.

Podríamos compararlo con Superman y la kryptonita. Algo que a la mayoría de las personas no les afecta y que, sin embargo, hace que el superhéroe se convierta en un personaje sin fuerza, vulnerable.

Y es que cuando una persona sufre una fobia, cualquier rasgo de valentía o bravura del que pueda hacer gala en cualquier otro ámbito de la vida desaparece por completo al aparecer el disparador emocional de su fobia.

En el caso de Sandor, es muy probable que el momento en el que se creó su fobia fue ese episodio traumático en su infancia, que además nunca se volvió a hablar de ello en su familia, ya que su padre siempre dijo que fue un accidente. Quizás si el pequeño Sandor hubiera tenido una vía por la que canalizar sus emociones, tal fobia nunca hubiera llegado a manifestarse.

Así pues, ni ser el guerrero más fiero, ni el luchador más sanguinario, le libraron de aterrorizarse cuando veía un fuego.

La Chica sin Nombre, Arya Stark, se lo hizo ver en una ocasión, diciéndole que se convertía en una niñita desvalida cuando vislumbraba las llamas.

Al tratar la fobia desde un punto de vista lógico, estamos buscando en el sitio equivocado. Por esta razón, la psicología convencional obtiene tan pocos resultados

Teresa Llinás

Si Juego de Tronos se desarrollara en nuestro tiempo, quizás Sandor hubiera buscado un coach especialista en fobias que le ayudara a superar sus miedos para llegar a ser un guerrero totalmente letal e invulnerable. 

Este terapeuta le hubiera guiado por su mente irracional para conseguir varias cosas:

  • Encontrar el momento exacto de la creación de su fobia
  • Identificar las emociones sentidas en ese momento
  • Anular el enlace neuronal que hace que la fobia aparezca

Sin duda, habría sido la mejor inversión en si mismo y en su bienestar. Quizás en la actualidad alguien con pirofobia tenga más fácil la vida que en la época de Juego de Tronos, al ser más improbable el encontrarse con un fuego. No obstante, ahora tenemos otros estímulos mucho más comunes que pueden crear las mismas reacciones, tales como conducir un vehículo (amaxofobia), subir a un avión (aerofobia), o incluso quedarnos sin móvil (nomofobia)

Así pues, si tienes fobia a algo (o conoces a alguien que la tenga) es buen momento para que recuperes todo tu potencial y puedas vivir la vida que te gustaría

Recuerda que en mi página teresallinas.com tienes mucha más información sobre la superación de fobias,  y te ofrezco una sesión de valoración gratuita.

Hasta la próxima!

Si te ha gustado, comparte

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Quieres conocer el nivel de tu fobia?

Haz este sencillo test y descubre cómo

¿Quieres conocer las últimas novedades sobre las fobias y la ansiedad?

WhatsApp chat